Desde el Oeste, proponen la creación de una Federación que agrupe a las entidades venezolanas del país

El crecimiento constante de la comunidad venezolana en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), derivó en la creación de una serie de agrupaciones para ayudar a los migrantes a instalarse y mitigar, en parte, la sensación de desarraigo que ocasiona abandonar el país de origen para iniciar una nueva vida en otro tipo de sociedad.

En tal sentido, hace un año se creó la Asociación de Venezolanos en Zona Oeste (AVZO) debido a que en Morón, Ramos Mejía y San Justo viven alrededor de 10 mil personas del país sudamericano.

El establecimiento paulatino de los venezolanos en Argentina, que se incrementó con fuerza a partir de 2018, derivó en el surgimiento de múltiples asociaciones civiles y de profesionales, grupos de opinión, culturales, deportivos, religiosos, de jubilados y otros en los que se nuclean para realizar actividades.

La proliferación de estos espacios hizo que AVZO propusiera a los colectivos organizados en el país la creación de una Federación de Asociaciones Civiles de Venezolanos en Argentina y Afines (FACVAR), como herramienta que permita unir fuerzas para trabajar en los intereses del conjunto de la colectividad radicada en el país.

La entidad, mediante un comunicado difundido a través de las redes sociales, lanzó la propuesta: “En el marco del primer año de AVZO, queremos regalarle a la colectividad venezolana una propuesta de mucha envergadura, que permitiría a todos los grupos constituidos por la colectividad venezolana sumarse a un organismo fuerte, para no sólo discutir en conjunto el tema identidad, sino soluciones estructurales y generales de planteamientos macro en lo laboral, jurídico, salud, derechos humanos, educación y muchos temas”.

El presidente de AVZO, Rafael Monsalve, explicó que la asociación se creó en junio de 2020 en la  zona oeste pero luego se expandió a toda el Área Metropolitana de Buenos Aires. “En la actualidad somos un voluntariado de 200 personas distribuidos en la provincia y en este primer cordón. Es mi deseo llegar a mayor parte del territorio, pero no tenemos la estructura, ni la logística, ni el tiempo, porque tenemos que trabajar, comer, pagar alquiler y atender a la familia”, es por eso que surge la propuesta de una Federación que impulse una segunda etapa de crecimiento.

No obstante, AVZO brinda ayuda a sus compatriotas mediante convenios como el concretado con el Banco Ciudad: “nos dieron acceso a la bancarización a través de la apertura de una caja de ahorro sin mantenimiento y con flexibilización de requisitos. Los venezolanos que tenían en proceso de trámite el DNI pudieron hacer la apertura de una caja de ahorro y acceder a microcréditos para emprendedores sin tener mayor historial bancario ni crediticio”, explicó Monsalve.

Asimismo, está vigente el acuerdo con Naranja, que provee una tarjeta de crédito con la presentación el DNI temporal y flexibilización en los requisitos, por lo que no se requiere la presentación de recibo de sueldo.

El primer convenio que rubricó AVZO fue con la Casa de Auxilio de Ramos Mejía, que les permite a los integrantes de la colectividad tener acceso a la medicina preventiva para evitar enfermedades crónicas.

“Arturo Ter Akopian nos abrió las puertas, sin mezquindades y entendió lo que le planteamos y nos permitieron asociarnos a la Casa de Auxilio con requisitos mínimos para acceder a esta medicina básica asistencial. Y como nosotros no tenemos trabajo en blanco no podemos tener una obra social, y la otra opción que es tener a una prepaga es de difícil acceso por lo costosa que son”, explicó Monsalve.

Pero, además, AVZO tiene más de 15 acuerdos vigentes, entre ellos con estudios jurídicos y contables, ópticas, servicios odontológicos en CABA, zona norte y zona oeste, descuentos en consultas odontológicas, pero también realizan jornadas en las que orientan a sus compatriotas sobre la realización de todo tipo de trámites y se dona ropa para aquellos que la necesitan.


Open chat