Se agrava el conflicto entre los trabajadores de la salud con el municipio

La negativa del intendente Fernando Espinoza a recibir a los representantes de los médicos que trabajan en el Hospital del Niño de La Matanza para dialogar sobre mejoras salariales y condiciones laborales, derivó en la implementación de varias medidas de fuerza y movilizaciones de los trabajadores de la salud a la sede municipal.

Médicos, personal de enfermería, administrativos y de mantenimiento del nosocomio ubicado en San Justo, reclaman una recomposición salarial debido a que hace más de 19 meses que no reciben aumentos, aseguran desde la Asociación de Profesionales del Hospital del Niño.

La licenciada en Enfermería y delegada del hospital, Graciela Amarilla, aseguró, en declaraciones a diversos medios, que “un médico gana 41.000 pesos, mientras que quienes se desempeñan en los servicios generales, como limpieza, ganan 21.000 con el último aumento que dio el Ejecutivo y sin posibilidades de hacer más horas para incrementar un poco el salario”.

La falta de reconocimiento del municipio a los trabajadores de la salud contrasta con el incremento de las asignaciones presupuestarias que tanto el gobierno nacional como el de la provincia de Buenos Aires efectuaron para el fortalecimiento del sistema sanitario, pero, además se transforma en un maltrato a los profesionales de la salud considerados como personal esencial que se encuentran al frente de la lucha contra el covid.

Amarilla, sostuvo también, que en “varios hospitales matanceros no hay recurso humano para trabajar, hay enfermeros que están haciéndose cargo de 15 pacientes a la vez cuando hay resoluciones ministeriales que indican que no podemos tener esa responsabilidad sobre esa cantidad de personas cuando sus cuadros son tan complejos”.

La Asociación de Profesionales del Hospital del Niño de San Justo, a través de su página de Facebook, señala que el reclamo se centra en un salario básico de 55.000 pesos y que se incorporen el presentismo y los bonos no remunerativos, además de recuperar el 4 por ciento de la antigüedad, más el índice inflacionario actual. Piden, asimismo, que se respete la carrera profesional, el pase de los trabajadores a planta permanente que se desempeñan por contrato y que se cumplan los concursos realizados en 2019.

La negativa del ejecutivo matancero de recomponer los salarios de los trabajadores de la salud contrasta con el acuerdo alcanzado entre la gobernación bonaerense con los gremios del sector que, en el marco de las paritarias 2021, pactaron un incremento de un 44,6% promedio de bolsillo para agentes de la Carrera Profesional Hospitalaria y que alcanza el 48,1% para el personal con cargo inicial.

Otra medida que generó un fuerte rechazo del personal de la salud fue el intento por parte del municipio de implementar un sistema de reconocimiento facial para acreditar el presentismo de los médicos.

En tal sentido, el titular del Colegio Médico Distrito III, Mauricio Ezkinazi, señaló que “los médicos estaban haciendo un reclamo salarial y de pronto surge una imposición: pasar por los establecimientos municipales para hacer esta identificación fácil a través de una metodología que se usa en aduanas o aeropuertos para identificar a gente con antecedentes penales, eso realmente fue el colmo del destrato”.

Desde la Asociación Profesional de Médicos del Hospital del Niño anticiparon que si no son recibidos por las autoridades municipales para acordar una mejora salarial continuarán con las medidas de fuerza.


Open chat