Las PASO en La Matanza: baja participación y considerables votos en blanco

Las PASO del último domingo en La Matanza se caracterizaron por una escasa participación del electorado que llegó al 62,28%, por debajo incluso de la presencialidad de los ciudadanos a nivel nacional que rondó el 67%, lo que sumado al 8,5% de los sufragios en blanco, nulos e impugnados, pone en evidencia la desmotivación de los matanceros ante las propuestas de los diversos espacios políticos y los conflictos propios vinculados con el oficialismo.

El 46,05% de votos obtenido por el candidato testimonial Fernando Espinoza oscila el piso obtenido en primarias anteriores, pero se encuentra lejos del 60% que alcanzó en las PASO del 11 de agosto de 2019, cuando le sacó 40 puntos de diferencia al candidato rival, Alejandro Finocchiaro.

A pesar de que en las actuales elecciones reservadas para las internas abiertas cuatro armados del Frente de Todos, vinculados con el sindicalismo local y los movimientos sociales, pretendían disputarle espacios de poder al jefe comunal la Junta Electoral del partido en la provincia de Buenos Aires inhabilitó a las listas opositoras al oficialismo y blindó al sector del intendente al ser el único autorizado para presentar precandidatos a concejales en las PASO.

La intención de esos sectores de presentarse para competir contra Espinoza marca la disconformidad existente desde diversos espacos del peronismo local hacia el aliado de la vicegobernadora Verónica Magario, por las políticas implementadas y por el escaso diálogo que mantiene con las agrupaciones gremiales y sociales.

Por otra parte, los crecientes problemas de seguridad que sufre el distrito y el fracaso de las acciones tendientes a la disminución de la delincuencia se hicieron evidentes en numerosas localidades a pesar del envío de una cantidad significativa de patrulleros en el marco de la campaña.

El segundo espacio político más votado fue Juntos con 27,25%, en el que Héctor “Toty” Flores, amparado por la lista de Diego Santilli, obtuvo el 17,53% de los sufragios y se transformó en el principal representante de la alianza opositora para noviembre. Pero, además, los integrantes de su lista de concejales se convirtieron en los candidatos para las legislativas debido a que las dos propuestas radicales, encabezadas por Alejandra Dulce Martínez (5,30%) y Matías Espain (4,45%) no llegaron al 25% de los votos necesarios para intercalar candidatos en la lista definitiva.

La muy buena elección del Frente de Izquierda-Unidad hizo que obtuviera el tercer lugar al alcanzar el 7,49% de los votos y en la que el representante del espacio de Nicolás Del Caño y la matancera Romina del Plá, el docente Juan Romero, se alzó con el 82,96% de los votos  ante un 17,03% de la lista interna opositora encabezada por Ana Paredes Landman.

Por su parte, el partido de derecha Avanza Libertad se instaló en el cuarto lugar con un 4,90% de adhesione, en el que la lista interna Libertad de Francisco Ferraina obtuvo un 59,88% aventajando al sector de Republicanos Unidos representado por Hernán Carrol, que alcanzó el 40,11% de los votos.

El Frente Vamos con Vos hizo una mala elección en el distrito, como consecuencia de la escasa aceptación de la propuesta de Florencio Randazzo a nivel provincial, por lo que las tres listas que competían en la interna sumaron el 4,53% y en la que el empresario Juan Carlos Costieri (41,79%) se alzó con la victoria sobre el socialista Arturo Ter Akopian que llegó al 31,68%, mientras que “Tato” Maglio concitó el 26,51% de los votos.

Por último, la Unión Celeste y Blanco tuvo como ganador de la interna al pastor Juan Heriberto Gerez (lista +Valores, con el 68%), superando holgadamente a la lista Anticorrupción, que obtuvo el 31,94% de los sufragios.


Open chat