Las fuerzas políticas se reunieron en Legislatura bonaerense para manifestarse por el atentado a la vicepresidenta

La Legislatura de la provincia de Buenos Aires convocó a una reunión especial para hoy al mediodía, con todas las fuerzas políticas y sociales bonaerenses, para repudiar el atentado a la vicepresidenta Cristina Fernández y en “defensa de la democracia”.

En rueda de prensa, la vicegobernadora bonaerense Verónica Magario, expresó: “Queremos reflejar nuestro dolor, nuestra solidaridad pero también expresar nuestro repudio y decirle a los bonaerenses que la democracia se puso en juego y que atentar contra la figura de Cristina es atentar contra cada uno de nosotros”.

Magario recordó cuando la sociedad salió a la calle para defender la democracia durante el gobierno de Raúl Alfonsín y dijo que “hoy la Argentina necesita lo mismo, llegamos a momentos de mucha violencia, hay mucho odio y demasiadas grietas, y así no se puede continuar; hay que dejar de lado tan tas rencillas, este país no quiere más violencia”.

“Los dirigentes deben estar a la altura de las circunstancias y ponernos el saco que nos corresponde. Estamos inmersos en una crisis muy grande y es el momento de estar a la altura de las circunstancias y hay que convocar a la paz social”, reflexionó la vicegobernadora.

Por su parte, la senadora del Frente de Todos, Teresa García dijo que “estamos en un estado de conmoción política por el intento de magnicidio a nuestra vicepresidenta”, hecho que calificó como “gravísimo”. 

“Es la mayor dificultad institucional que nos toca atravesar. Por eso esta convocatoria para el lunes donde no hay lugar para individualidades. Creemos que el lugar tiene que ser el recinto donde estamos los representantes del pueblo de la provincia y convencidos que vamos a estar todos juntos”, añadió García.

En conferencia de prensa que se desarrolló en la Legislatura bonaerense también habló Cesar Valicenti, presidente del bloque de diputados del Frente de Todos. “Estamos conmovidos. Hay que darle dimensión a este hecho. No hay argumento alguno para quedarse en silencio, esto excede a una corriente ideológica. Hay que convivir y manifestarse para defender este sistema democrático. No podemos volver atrás”, concluyó.