viernes, julio 19, 2024
ACTUALIDAD

Inminente desalojo en “Casa Santa Cruz” de Parque Patricios

Se verán afectadas 107 familias, entre ellas niños y adultos mayores.

La Cooperativa de Vivienda Papa Francisco, que busca darle una solución habitacional a 107 familias del barrio porteño Parque Patricios, denunció que el Poder Judicial emitió una orden de desalojo con fecha 31 de octubre para que abandonen sus casas del predio ubicado en Santa Cruz 140 de la Ciudad de Buenos Aires.

Se trata de un espacio donde funcionaba una fábrica que quebró en la década del 90 y luego fue recuperada y destinada para viviendas entre 2002 y 2004, luego de ser acondicionado por las propias familias conocidas bajo el nombre de Casa Santa Cruz. En 2010 el edificio fue rematado y en una subasta pública la compró un señor con la gente adentro, e inició un juicio de desalojo.

Consultada por ANSOL, Iliana Llanos, presidenta de la Cooperativa de Viviendas Papa Francisco anunció que «para mañana convocamos a una olla popular en el Obelisco, porque hace una semana nos enteramos que tenemos fecha de desalojo para el 31 de octubre, y ante el poco tiempo que tenemos estamos visibilizando la situación«.

La referenta dijo «que hace 13 años que están pidiendo soluciones y no hay respuestas, el mercado inmobiliario no tiene ofertas y somos familias con escasos recursos, no somos de clase media y nos conformamos en esta cooperativa de vivienda para acceder a le Ley de Créditos individuales N° 341, pero que hasta ahora les fue negada». Llanos dijo «el lunes 30, además, habra una jornada de lucha y vigilia» para frenar el desalojo.

Sobre el hombre que compró el edificio sabiendo que había familias viviendo allí, dijo que «es un tipo que ya tiene en su haber otros desalojos, Leonardo Ratuschny. Él nos acusa de intrusos, de ocupas y demostramos que vivimos en el edificio hace tiempo, pero es una discusión eterna. Nosotros queríamos comprarlo, teníamos la voluntad, pero no hay créditos ni políticas para comprometerse«, dijo Iliana Llanos este lunes en el programa de radio Charco de Arena. «Nos quiere sacar a la calle para venderlo o usarlo para destino de vivienda», aseguró.

Tras la quiebra de la empresa textil, gran parte de las edificaciones fueron loteadas y rematadas. La ubicada en la calle Santa Cruz comenzó a ser ocupada. A pesar de esta situación, en 2010 fue rematada con todos sus habitantes dentro. Como resultado de la compulsa, el empresario Leonardo Ratuschny se quedó con la propiedad e inició el juicio por desalojo.

fuente: Agencia de Noticias Solidarias