miércoles, febrero 21, 2024
REPORTE COVID

Los primeros pasos hacia la pospandemia: uso optativo del barbijo en las escuelas y en los ámbitos laborales y el fin del distanciamiento social

Las consecuencias positivas derivadas de la vacunación masiva de la población en el AMBA y en el resto del país para inmunizarse y minimizar los efectos del virus de la Covid 19 permitió a los gobiernos nacional y provincial adoptar diversas medidas para anular las normas de seguridad implementadas en el momento de expansión de la pandemia.

En tal sentido, la Gobernación bonaerense autorizó el uso optativo del barbijo en las escuelas de la provincia de Buenos Aires, así como en espacios laborales y recreativos, aunque seguirá siendo obligatorio en el transporte público.

Un dato resulta clave para entender la decisión de las autoridades en momentos en el que se acerca el invierno y las bajas temperaturas pueden complicar el panorama debido al probable aumento de las enfermedades respiratorias: el 95% de la población bonaerense está vacunada contra la Covid.

Sin embargo, el 80% de los más chicos tienen aplicada la primera dosis y, desde la Gobernación, sostuvieron que en el corto plazo volverán a inmunizar con la segunda dosis en las escuelas.

La vacunación masiva reduce los efectos fatales por lo que la situación epidemiológica “está controlada”, según explicó el ministro de Salud provincial, Nicolás Kreplak. Además, agregó: “A pesar de la llegada de los primeros fríos y la circulación de nuevas variantes y con clases presenciales sin ningún aforo ni restricción, los casos no aumentan y el brote adelantado de influenza está controlado”.

La opción de que los alumnos no utilicen los barbijos en el aula se apoya en que en el territorio bonaerense más del 80% de los niños de 3 a 11 años recibieron la primera dosis de la vacuna que los protege contra el coronavirus, mientras que el 90% de los adolescentes están inmunizados.

No obstante, Kreplak remarcó que “el barbijo es una herramienta indispensable para el coronavirus, pero hay personas a las que le genera muchas dificultades usarlo. La idea es que en la clase se lo puedan sacar y no sea totalmente obligatorio el uso continuamente”.

Estas medidas se suman a las adoptadas por el Gobierno nacional que oficializó el fin del distanciamiento social de dos metros y de la obligatoriedad del autodiagnóstico de síntomas de coronavirus a través de la aplicación “Cuidar”.

Asimismo, estableció el 1° de mayo como fecha límite para disponer el retorno de los trabajadores de la administración pública a la presencialidad, después de la serie de Decretos de Necesidad y Urgencia (DNU) que implementaron la modalidad remota a causa de la pandemia de coronavirus.

La normalidad, alterada por la pandemia, parece llegar lentamente, lo que permitirá recuperar las prácticas previas a la irrupción de la Covid 19. El futuro, en este sentido, parece promisorio.