Al ritmo de la Sinfónica algunos vecinos de Ramos Mejía protestaron contra la inseguridad

Fotos de Andrés Pelozo.

El tradicional concierto de la Orquesta Sinfónica Nacional en el centro de Ramos Mejía este año tuvo un condimento inesperado: la protesta organizada por un grupo de vecinos que reclamaron por mayor seguridad ante la presencia de las autoridades del Municipio de La Matanza que presenciaron la velada en el marco del ciclo a Cielo Abierto organizado por la comuna.

La concurrencia -aunque menor que en años anteriores- disfrutó de la excelencia de los músicos y de la actuación del Coro Polifónico Nacional, bajo la dirección del Maestro Carlos Vieu. 

Como es habitual las familias transitaron la principal avenida de la ciudad para congregarse ante el gran escenario alzado frente a la Escuela Nro 4 ,para lo que se cortó el tránsito por Av. de Mayo y calles aledañas, lo que generó el normal trastorno vehicular y algunas pocas quejas.

Sin embargo, este año un grupo de vecinos decidió manifestar su malestar debido a que no son escuchados por el intendente Fernando Espinoza y decidieron congregarse sobre la calle Rosales, a metros del escenario principal, aunque no impidieron que los artistas brindaran el espectáculo tal como estaba programado.

En definitiva, aquellos que quisieron disfrutar de la Orquesta Sinfónica Nacional y del Coro pudieron deleitarse con performances de primer nivel y, aquellos que quisieron manifestar su descontento por la inseguridad que no cede en el distrito, también pudieron hacerlo.

Lo importante es que todo se desarrolló en paz, como debe ser.