sábado, mayo 25, 2024
ACTUALIDAD

Hallan muerta a una pareja de policías en Castelar

Investigan si se trató de un femicidio seguido de suicidio

Una oficial de la Policía de la Ciudad y un cabo de la Policía Federal Argentina (PFA) fueron hallados muertos de un disparo en la cabeza en una vivienda de la localidad bonaerense de Castelar, partido de Morón, y se investiga si se trató de un femicidio seguido de suicidio, informaron hoy fuentes de la fuerza de seguridad.

El hecho se registró anoche, cerca de las 21, en un domicilio de la calle Los Criollos al 300, esquina Corrientes, de la mencionada localidad del oeste del conurbano bonaerense, donde fueron hallados con un disparo en la cabeza Zulema Serrano (28), oficial de la policía porteña, y su pareja, Juan Carlos Bertini, quien se desempeñaba División Unidad Operativa Federal (DUOF) de Morón, de la PFA.

Según indicaron las fuentes, una vecina de la pareja declaró que se escucharon gritos y una discusión en donde la joven pidió ayuda.

Tras ello, se oyó una detonación de arma de fuego, precisó la vecina, quien vive a pocos metros de la casa de la pareja.

Fue entonces que llamó al 911 y arribó al lugar una ambulancia del Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME) y personal del Comando de Patrullas de Morón, que ingresó a la vivienda y observó los cuerpos de la pareja en el primer piso del domicilio.

Serrano, quien se desempeñaba en la Comisaría Vecinal 9B del barrio porteño de Liniers, yacía aparentemente con un disparo en la cabeza en el living de la vivienda.

Según precisaron las fuentes, Serrano estaba vestida con el uniforme policial ya que estaba por ir a tomar servicio mientras que su arma reglamentaria, una pistola Bersa 9 milímetros, fue hallada sobre una de las mesas de luz de la habitación de la pareja.

En tanto, el cuerpo de Bertini, quien cumplía funciones en la DUOF de la PFA, se encontró en una de las habitaciones, con un disparo en su cabeza, y junto a su arma reglamentaria, una pistola Bersa Pro Rinde calibre 9 milímetros.

Al momento del hecho, Bertini debía cumplir funciones como consigna en un domicilio de la localidad de Isidro Casanova, en el partido de La Matanza, por orden de la Ayudantía Especializada en Delitos de Gravedad Institucional del Departamento Judicial de La Matanza, de donde se retiró sin dar ningún aviso ni autorización, añadieron los voceros.

El hecho es investigado como un presunto femicidio seguido de suicidio por la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 12 de Morón, a cargo de la fiscal María Silvana Bonini, especializada en Violencia Familiar y de Género.

Crédito: Andrés Pelozo. Fuente Télam